Afganistán, modelo de país regido por los representantes de Dios

|

Un régimen que basa su ideario en la prohibición sistemática, ve fantasmas por todas partes. De ahí las prohibiciones más nimias: se prohibieron los zapatos de tacón de las mujeres ¡porque el ruido de las pisadas podría distraer a los hombres!

El color de los zapatos no podía ser blanco, color exclusivo de la bandera.

Lógicamente fueron prohibidas las importaciones de esmalte de uñas porque incitaban a la procacidad. A alguna mujer se le cortó un dedo de la mano o del pie por llevarlos pintados.


El sistema y el ideario talibán llegaron a infiltrase en la sesera social que todavía perduran. En las primeras semanas de la caída del régimen talibán se formaron asociaciones de mujeres reivindicando derechos conseguidos anteriormente o asentados en otros países. Jamás pudieron manifestarse. Motivo: no se podía garantizar su seguridad.

A pesar de que tienen que encargarse de las compras, con lo que supone de impedimento el burka, y a veces llevando consigo niños pequeños, en los transportes públicos sólo tienen reservadas las tres filas de asientos traseros. Razón, porque la mujer no tiene dignidad alguna y además puede contaminar al varón.

Si algo consiguieron tantos años de represión, guerras, regímenes de signo tan contrario fue imbuir de miedo visceral a toda una generación de mujeres.

Entre los afganos, el peregrinaje a la tumba de Alí, el 2º califa (chiíes) o el 4º (sunníes) asesinado en la mezquita de Kufa, Iraq, es casi tan importante como ir a La Meca. Con Alí sucede como en el catolicismo con San Pedro o con vírgenes encontradas. No se supo dónde estaba su tumba y a partir de ahí, como la Almudena madrileña: Alí se apareció a un ulema para señalárselo; mausoleo; nueva destrucción; nueva cámara funeraria y mezquita...

Como cualquier peregrinación masiva –La Meca, Lourdes, Vaticano, Santiago—la aglomeración de gente y la desbandada por la ciudad tiene más de negocio de lo sacro, de farsa, de espectáculo... que de otra cosa. Y de eso también se aprovechan los ulemas (y los sacerdotes) para bendecir cualquier cosa: soplan y recitan un slogan sobre los regalos comprados, ponen el Corán encima y luego la mano para recibir el óbolo. Y las colas son interminables. Negocio redondo.

Eso sí, aquí no se venden botellitas con agua bendita de Mahoma. En Lourdes el agua es gratis –estaría bueno—pero el recipiente de plástico (1/2 litro) se vende por 3€. Alguien apareció este verano por mi pueblo con uno de esos especímenes.

También tienen su Lourdes particular: ante la tumba de Alí esperan enfermos incurables, tuberculosos, enfermos mentales... Cuanto más cerca del muro de Alí, más posibilidad tienen de curación. Para dentro de unas semanas morir.

La caída del régimen talibán se vivió como real liberación. Suscitaron tal odio en la gente que a vecesen campamentos bombardeados, a donde iban a buscar objetos y comida, les arrancaban los ojos y la piel a los cadáveres, les mutilaban...

Fervientes musulmanes eran también aquellos “señores de la guerra” que consiguieron echar a los muyahidines con ayuda de EE.UU. Uno de ellos, Abdul Rashid Dostum (1954), fue un criminal con mando de general. Se cuenta de él que las faltas de sus soldados las castigaba atando al infractor a un tanque hasta que moría despedazado; también se dice que encerró en contenedores a miles de milicianos talibán y los dejó en el desierto. Aliado en otro tiempo de los rusos, era ateo y borracho; a la caída de los talibán alaba a Alá y predica el pacifismo.

Les dicen: “Los verdaderos musulmanes no son terroristas, porque el Islam es la más tolerante de las religiones”. ¡Y se lo cree la gente! No lo serán, pero de su seno surgen los movimientos terroristas más virulentos de hoy día. Alguien ha dicho que la III Guerra Mundial es el terrorismo y gran parte de sus soldados son soldados del Dios Alá.

Añádase el atraso que ha propiciado el Islam ¡Y cuánto tiempo tendrá que pasar para que estos países tengan un mínimo peso internacional! Si no fuese por el petróleo, tiempo ha que su sino habría sido la "nadificación".

Fuente: Periodista Digital

ARTICULOS ANTERIORES:

 

©2010 Genera tu Ingreso | Diseño de Luis Santos *Cel.: (809) 517-1725 * Para:Genera tu Ingreso *San Fco. de Macorís, Rep. Dom.