Las nuevas caras de Android

|

Una nueva ola de dispositivos que hacen uso de la plataforma Android de Google están a punto de poner a prueba la flexibilidad y la aceptación popular del software.

Sólo la semana pasada, tanto LG como Motorola e INQ Mobile anunciaron la salida de teléfonos Android, que se unirán a la oferta de Samsung y HTC. Se han publicado pocos detalles acerca de los teléfonos de INQ y LG, aunque el dispositivo de Motorola, conocido como CLIQ, incluye una interfaz diseñada especialmente para el acceso a los contenidos de los medios sociales.


La interfaz de CLIQ organiza la información del teléfono en “corrientes,” entrelazando los datos del directorio del teléfono con la información publicada en los sitios sociales como Facebook, Twitter y MySpace. Los usuarios pueden responder a los mensajes a través de varios canales sociales sin tener que entrar en sus cuentas o cambiar de aplicación.

Los expertos afirman que los nuevos dispositivos podrían aportar más pistas acerca del modo en que los fabricantes tienen pensado utilizar el software de Android. Ian Fogg, analista principal de Forrester Research y especializado en tecnología móvil, afirma que las compañías están siguiendo dos métodos distintos a la hora de usar Android. O bien lo utilizan para fabricar un dispositivo ampliamente estandarizado que incluya la integración con los servicios de Google como principal punto de venta, o utilizan la plataforma para crear dispositivos, tales como el CLIQ, con un software único y diseñado para que sobresalga en el mercado.

Cualquiera que sea el método que siga la compañía, Fogg afirma que Android ofrece algunas ventajas principales. Los fabricantes de teléfonos “tienen ventaja, pueden iniciar sus operaciones más rápidamente, gracias a que utilizan Android como base y aún así capaces de diferenciarse con el software. Además, obtienen las ventajas de la compatibilidad con todas las aplicaciones que existen en el mercado de Android.”

No obstante, y aunque el uso de Android como cimiento es más rápido que construir un sistema operativo móvil desde cero, Kevin Burden, director del grupo de dispositivos móviles de ABI Research, señala que los fabricantes de aparatos tienen que poner mucho esfuerzo a la hora de desarrollar el esquema de Android lo suficiente como para lanzar un teléfono. Esto explicaría por qué, en parte, al resto de fabricantes les ha llevado tanto tiempo unirse al G1, el lanzamiento inicial de HTC, y que fue puesto en el mercado el año pasado.

La otra cara de la moneda, según Burden, es que los fabricantes de dispositivos pueden hacer muchas cosas para personalizar las características del software y definir la imagen del teléfono por sí mismos. Anteriormente, con Windows Mobile y Symbian, había menos flexibilidad. Android ofrece la oportunidad de elaborar software muy individualizado, señala Burden, y eso es lo que ha hecho Motorola con el CLIQ.

Andy Catonguay, director de servicios móviles de Yankee Group, considera el nuevo teléfono de Motorola como parte de una tendencia hacia el rediseño del modo en que los usuarios pueden interactuar con los aparatos. “En la mayoría de los teléfonos, si quiero hablar contigo, tengo que pensar qué aplicación utilizar para acceder a tu información y completar el contacto,” afirma. Las llamadas, los mensajes instantáneos y los correos electrónicos utilizan aplicaciones distintas. Con el CLIQ, además de con otros teléfonos de gama alta, el diseño se centra en la agrupación de las acciones alrededor del usuario, dejando que el mecanismo de contacto se genere a partir de ese punto.

Fuente: Technology Review

ARTICULOS ANTERIORES:

 

©2010 Genera tu Ingreso | Diseño de Luis Santos *Cel.: (809) 517-1725 * Para:Genera tu Ingreso *San Fco. de Macorís, Rep. Dom.